Como optimizar el Windows 7 (Primera Parte)

Como muchos sabrán, la constante utilización del sistema operativo, junto a la instalación y desinstalación de programas, conlleva a que el ordenador pierda progresivamente su velocidad inicial, sin necesidad de que esto esté causado por un mal uso del equipo.

El nuevo Microsoft Windows 7 cuenta con una velocidad mucho mayor al de sus predecesores, pero también sufre este retroceso en su rendimiento, sobre todo en aquellos ordenadores que están constántemente encendidos.

Es por ello que hemos elaborado una serie de consejos básicos para optimizar el funcionamiento del Microsoft Windows 7, sin necesidad de recurrir a una aplicación (a menos que esté completamente dañado)

En primer lugar, debemos considerar apagar por completo el ordenador durante un lapso de tiempo determinado (lo recomendable, al menos una vez por semana) lo que ayudará a enfriar sus componentes de Hardware y a liberar la memoria RAM y los recursos consumidos.

Esto es más que nada pensado para aquellos ordenadores de oficina, que pasan semanas (e incluso, meses) sin ser desconectados de la red eléctrica.

Próximamente, más consejos.


Escribe un comentario