Cómo utilizar el navegador web sin extensiones

Microsoft

Microsoft Edge está poniendo de manifiesto lo pesado que son sus rivales gracias a sus extensiones y complementos, pero también indica hasta que punto dependemos de estas miniaplicaciones pues Microsoft Edge no tiene ninguna y tampoco es un navegador muy usado.

En este articulo os vamos a enseñar a cómo utilizar el navegador web sin ninguna extensión ni complemento, de tal manera que funcione lo más minimalista posible y con ello que nuestro equipo no gaste recursos a lo tonto o que no tenemos.

Google Chrome sin extensiones

Chrome es uno de los navegadores más usados actualmente y también el navegador web que más recursos consume. Para hacer que esto no sea así, sólo hemos de copiar el acceso directo a Google Chrome que tenemos en nuestro escritorio ( sino es así, lo hemos de crear). Una vez hecho esto, pulsamos sobre el icono con el botón derecho del ratón y nos vamos a propiedades.

En propiedades vamos al campo Destino y al final de la dirección añadimos el siguiente texto: “–disable-extensions”. Luego lo guardamos, pulsamos aceptar y reiniciamos el sistema. Ahora en lugar de ejecutar chrome por la vía habitual, nos vamos al acceso directo que hemos creado y se ejecutará una versión de Chrome sin ninguna extensión.

Internet Explorer sin extensiones

Sí, aún hay usuarios que utilizan Internet Explorer y Microsoft también lo sabe. En este caso hemos de hacer casi lo mismo que con Google Chrome, es decir, crear el acceso directo e ir a propiedades, pero en este caso hemos de escribir al final de la casilla de Destino lo siguiente:“-extoff”. Luego guardamos y reiniciamos el sistema y ya tenemos Internet Explorer sin añadidos ni complementos.

Mozilla Firefox a prueba de fallos

En el caso de Mozilla Firefox el funcionamiento no es igual puesto que lo que hacemos es que Firefox se cargue a prueba de fallos. Así que volvemos a hacer el acceso directo, nos vamos a propiedades y en la casilla de destino escribimos al final “-safe-mode”. Lo guardamos todo y reiniciamos. Ahora, al ejecutar nos aparecerá un mensaje indicándonos que estamos en modo seguro o modo a prueba de fallos donde no se carga más que lo esencial.

Conclusión

Os hemos enseñado como reducir el uso de extensiones y complementos en los tres navegadores más famosos y utilizados pero tales trucos también funcionan para otros navegadores web como Palemoon, Iron, etc.. forks de estos tres navegadores web. En cualquier caso es un recurso útil para quienes no quieren complicaciones ni que su navegador web consuma más recursos que el sistema operativo ¿ no creéis?


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *