Pon un disco SSD en tu vida y acelera el funcionamiento de tu Windows

Muchos de vosotros habréis actualizado vuestro viejo Windows a Windows 10, algo que se podía hacer de manera gratuita o al menos eso querían hacernos creer. Aunque por cambiar de Windows no nos cobraban nada, cierto es que el nuevo Windows exige una mejor máquina que el Windows 7 o el Windows 8.1 y con el cambio, nuestro ordenador se habrá vuelto más lento.

Muchos de vosotros estaréis pensando en aumentar la cantidad de memoria ram pero existe otra posibilidad que hará que nuestro Windows sea más rápido de lo normal. Esta posibilidad es el cambio de nuestro disco duro HDD por un disco SSD.

Este nuevo tipo de discos duros son más rápidos y veloces que los antiguos discos duros y además son más silenciosos por lo que incluso nuestro viejo ordenador reducirá el ruido que genera. Pero aunque lo digan, los discos SSD no son Plug & Play, necesitan de una configuración para que no se estropeen.

Antes que nada, conviene recordar que hay que mirar la velocidad de escritura y de lectura. Aunque ahora la mayoría de los discos SSD tienen la misma velocidad de escritura y lectura, existen modelos de discos SSD que tienen descompensadas estas velocidades y puede hacer que el pasar o escribir archivos sea una tarea tediosa. Estos discos SSD suelen ser muy económicos pero no ofrecen esa velocidad que deseamos.

Una vez que hemos conectado el disco SSD nuevo y además hemos instalado el Windows, hemos de asegurarnos que las funciones TRIM estén activadas y sino activarlas. Las funciones TRIM hacen que Windows trate de manera especial nuestro disco duro y al final no deteriore el disco SSD o al menos que su vida útil se alargue en el tiempo ya que no hay que olvidar que el disco SSD es como una memoria USB. Para saber si tenemos activado TRIM, abrimos una consola CMD y escribimos lo siguiente:

fsutil behavior query DisableDeleteNotify

Si el código resultante tiene un 0, entonces TRIM está activado pero si aparece un 1, TRIM está desactivado y entonces hemos de activarlo.

¿ Cómo activar TRIM en Windows?

Para poder activar TRIM en Windows abrimos una consola CMD con permisos de administrador y escribimos lo siguiente:

fsutil behavior set DisableDeleteNotify 0

Reiniciamos el equipo y entonces tendremos activado TRIM. Existen otros métodos que pasan por instalar la utilidad del fabricante pero no siempre el fabricante tiene un programa para gestionar el disco SSD. Además de TRIM, existen otras configuraciones que nos permiten optimizar el sistema operativo y el uso del disco SSD que no sólo nos otorga más velocidad sino ahorro energético así como una mayor vida útil del hardware. Esas configuraciones las podéis encontrar en este artículo que ya os contamos hace tiempo.

Personalmente no creía que el rendimiento del Windows iba a cambiar tanto, pero después de probar un disco SSD tengo que decir que la velocidad en el sistema se nota claramente y posiblemente sea una mejor inversión que los módulos de memoria ram aunque el disco SSD necesite de configuración extra.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *